PLATAFORMA PARA REMO T

$9,600.00

PLATAFORMA PARA REMO T

Ejercita la Espalda con ejercicios de Remo en “T”
Es una variante mas que permite trabajar la espalda intensamente con una barra especifica para concentrar el esfuerzo en los músculos 
La ventaja de este tipo de remo es que tiene muchas opciones de trabajo al variar los agarres
Estructura de acero altamente resistente
Calidad y resistencia en el acero

1 disponibles

Detalles

Técnica de ejecución del remo en barra T

Para comenzar con el ejercicio debemos colocarnos de pie, con la barra en T entre las piernas, las rodillas flexionadas ligeramente, el tronco a 45 grados y las manos en las asas laterales de la barra, de manera que las palmas miren hacia abajo, desde allí iniciamos el movimiento.

Siempre conservando la espalda recta y el tronco flexionado, y sólo movilizando los brazos, inspiramos y flexionamos los codos mientras jalamos de la barra para acercarla al pecho, espiramos al final del movimiento y después regresamos lentamente a la posición inicial mientras extendemos los brazos.

Es un movimiento semejante al remo horizontal con barra, puede realizarse con el pecho apoyado en un banco inclinado si la máquina lo permite de manera de obtener mayor estabilidad y asegurarnos una correcta postura del tronco. También se puede realizar este ejercicio en máquina específica, sentados, reproduciendo el movimiento que efectuamos con barra T.

Músculos trabajados con remo en barra T

Como hemos dicho previamente, este ejercicio solicita los músculos localizados en la espalda, sobre todo, el dorsal ancho, el redondo mayor y deltoides posterior.

También participan del ejercicio los flexores del brazo, el romboidestrapecio e infraespinoso.

remot

Si cambiamos el agarre de la barra y dejamos que las palmas queden hacia arriba (supinación), entonces parte del esfuerzo se trasladará al bíceps braquial y al trapecio superior, sobre todo, al final del movimiento cuando jalamos la barra.

Consejos y errores frecuentes al realizar remo en barra T

  • Movilizar o curvar la espalda: para un trabajo sin riesgo de lesiones, el tronco debe permanecer inmóvil durante el movimiento y siempre la espalda debe estar recta y formando un ángulo de 45 grados con el resto del cuerpo. Si no puedes evitar moverte, prueba de coger un peso menor que no requiera de la ayuda de otros músculos para jalar la barra.
  • Realizar movimientos bruscos: tanto al jalar de la barra como al descender la misma, los movimientos deben ser lentos y controlados, de lo contrario podríamos lesionar la articulación del hombro así como el codo al dar un impulso.
  • Separar los codos del cuerpo: para un trabajo más efectivo de los músculos de la espalda, procura que al jalar la barra y flexionar los codos, éstos se mantengan lo más cerca posible del cuerpo.